X

Tua bolla

Cuando tu cuerpo
tenaz y afable
comenzó a hablar
 
súbitamente me transportó
a la burbuja de un hombre

que mis ojos no lograban ver

 
donde no hubo
ni tiempo ni espacio
y lo que nos contuvo

fue sólo el roce de nuestras formas

 
donde tu estoica suavidad
para sembrar besos en mi geografía

hizo florecer el otoño en la piel

 
y allí,
la trascendente perpetuidad del instante
diluyó las fronteras
que la lógica racional nos imponía
 

profumo di legno

Amanezco,
y la cama está impregnada
de aroma a felicidad
 
porque mi cuerpo
exhaló madera…
 
y yo,

quedé imantada

al inspirar las sábanas

 
porque en mis ojos cerrados,

como en pantallas,

 
se proyectaban las imágenes
 

que anoche

 

degusté con vos

 

no plan

es el plan

Tener un norte,
activar la energía
y sentir
 

el destino de los vientos
el ritmo de las olas
los latidos

 
inspirar
expirar
 

despertar la atención
y fluir

 
Disfrutar el camino
porque no veo finales
 
todo se reduce

al instante presente
a transitar
desarrollar nuestro potencial
no buscar el sentido,

 
simplemente
 
SENTIR
 

terminar en costas distantes
catar miradas
vibrar en armonía

con mi cuerpo
con el de otros
con el universo

 
y CREAR…
 

ante todo,
la mejor versión de mí misma

 

tan rico

Ni pasado
ni futuro,
PRESENTE
de pura sensación

Un paréntesis de tiempo
en un espacio abstracto
dónde sólo se respiró
vibración animal

Y si bien tu perfume
quedó enredado en mi pelo,
nunca viví
tan sabroso el soltar
ni disfruté tanto una mascarada

porque hoy me inspiré
en la certeza de tu mirada
para iluminar el camino
que empecé a danzar
al ritmo del universo